jueves, diciembre 05, 2013

TSUTOMU NIHEI “BIOMEGA VOL. 2 y 3”.

Lux Atenea Webzine (FACEBOOK).
Lux Atenea Webzine (TWITTER).


Publicado por:   PANINI MANGA.
ISBN:  84-9885-091-8 / 84-9885-117-5
Edición:  Febrero y abril 2009

“Hace 700 años, la Humanidad había colonizado Marte. Se estaban realizando investigaciones sobre la inmortalidad.”

Tras la lectura del primer tomo de “Biomega” ya reseñado, en estos dos volúmenes los lectores de Lux Atenea Webzine podrán comprobar cómo Tsutomu Nihei es un genio a la hora de imprimir acción y velocidad a las secuencias, a pesar de cambiar radicalmente de unos escenarios de amplio horizonte y sublime belleza a otros más siniestros y claustrofóbicos por las colosales estructuras arquitectónicas que se contemplan. Seguiremos impresionados con las habilidades del agente de Industrias Pesadas Tôa, Zôichi, asesorado por Fuyu Kanoe, Inteligencia Artificial de su moto, y todo presentado de forma espectacular y a lo grande en cuanto al tremendo poder destructivo de su versátil pistola y de su rifle letal. El segundo tomo comienza con el ataque a la sede de Industrias Pesadas Tôa por parte de los drones y su posterior caída. Un dramático suceso que no impedirá que Zôichi se acerque a ese lugar a pesar de las recomendaciones recibidas de que no vaya por su extrema peligrosidad. Por el camino habrá de enfrentarse a una poderosa fuerza aeronaval y, una vez dentro, la acción se intensificará considerablemente. En un flash-back conoceremos cómo construyeron a Zôichi (no hay que olvidar que es un humano sintético), la importancia del doctor Kurokawa y su hija en ese proyecto, y cómo ya entonces en Industrias Pesadas Tôa estaban pendientes de la misión a Marte organizada por la DRF.

“Un año ahí dentro equivale a más de cincuenta en el exterior.”

Tras la autodestrucción de la sede de Industrias Pesadas Tôa, y con la expansión del virus N5S por todo el planeta, la DRF procede a crear un gobierno mundial. Comprueban que, genéticamente, el cuerpo de Ion Green no presenta alteraciones celulares como si nunca hubiera estado contagiada por el virus, y ese dato será clave para comprender por qué a la DRF le interesa el contagio de la población en este nuevo orden establecido. Las medidas tomadas por la población para evitar contagiarse del virus pasan a ser ilegales, tomándose ese contagio como un bautismo bien visto por las autoridades. Zôichi ha sobrevivido a la destrucción de la sede y llega con su moto al MSCF nº57 (MSCF, Instalación de Contención de Seguridad Máxima), lugar donde se ha localizado a Ion, entrando también en escena el oso Kozlov mientras viaja en tren al lugar. Pero Kozlov es interceptado y solamente la ayuda in extremis de Nishu Mizunoe evita que caiga en manos de la DRF (o que lo maten) en una de las secuencias de acción más impactantes de “Biomega” que hayan podido disfrutar los lectores de Lux Atenea Webzine hasta este momento. Una vez a salvo, sorprendentemente, Nishu Mizunoe detiene al oso Kozlov Loewic Grebnev por su vinculación con uno de los fundadores de la compañía Microvolt llamado Loew Grigorievic Grebnev. Esa empresa, dedicada a la investigación de la inmortalidad, fue creada días después del desastre en la colonia en Marte y, pasados los años, finalmente acabó convirtiéndose en la compañía más grande del mundo como DRF. Nishu Mizunoe tiene la misión de encontrar a esa persona y sabe que el oso Kozlov puede ser de gran ayuda para su localización y detención.


“Los humanos sintéticos no necesitáis comer. Según sus especificaciones, y salvo excepciones, pueden sobrevivir hasta cinco años con sólo un pequeño suministro de agua.”

Zôichi Kanoe es informado sobre la nueva situación de Ion Green en el MSCF nº3 (cable de amarre del continente) pero, antes de ponerse en marcha, es atacado por una siniestra figura femenina llamada Kardal Spindal que trabaja para el Departamento de Sanidad Pública. A su vez, en la DRF hay una inquietante reunión donde se analiza el peligro que está suponiendo la interferencia de los miembros de Industrias Pesadas Tôa en sus planes, por lo que deciden actuar con una mayor contundencia para eliminar ese serio obstáculo de una vez por todas. Cuando Zôichi deja atrás a Kardal Spindal, un poderoso enemigo es enviado para interceptarle y en su ataque le deja malherido. En otro lugar, la DRF comprueba la similitud existente entre Ion Green y Vief Chiena, antigua miembro del laboratorio Zel donde trabajaba Loew Grigorievic Grebnev, y tras comprobar los datos de sus retinas en sus conclusiones revelarán rasgos de inmortalidad ya detectados por Loew. Entrando en el tomo tercero de “Biomega”, la continuidad de esta interesante historia se presentará mostrándonos los experimentos biológicos realizados por el doctor Wildenstein y las sangrientas luchas internas existentes dentro de la DRF dirigida por el monstruoso Nyaldee. Con Nishu Mizunoe siguiendo el rastro de Loew Grigorievic Grebnev, con ayuda del oso Kozlov encontrarán a un doctor que trabajó para la DRF y gracias a él conocerán los letales poderes de una sustancia líquida viva llamada Polímero Reproductor Espejado, capaz de absorber la materia y reestructurarla. En un planeta plagado de drones, este líquido se convierte en un peligro latente cuyos potenciales efectos ya conoce la DRF, habiendo tomado medidas al respecto con un refugio seguro: el cable de amarre del continente, un satélite artificial en órbita alrededor de la Tierra. Con Narain Megnard liderando el Departamento de Sanidad Pública y Nyaldee dirigiendo la DRF, el choque de intereses está servido por el control del cable de amarre del continente al ser el único lugar donde podrán salvar sus vidas. En este escenario harán su aparición tanto la siniestra figura de Kardal Spindal como la colosal presencia del dispositivo de aceleración de proyectiles a cerebros secundarios creado por el doctor Wildenstein, una peligrosa arma de ondas cerebrales. Con los efectivos del Servicio de Sanidad Pública diezmados, la DRF domina la situación, y con el control del cable de amarre del continente en sus manos se dispone a utilizar el Polímero Reproductor Espejado. Se ordena la muerte de Ion Green, aparece el ejecutor llamado Sadan Rikan, la situación interna en la DRF se viene abajo desde dentro, se descubre que Narain es un humano sintético, y la DRF empieza a esparcir el Polímero Reproductor Espejado en todo el mundo. Con total incertidumbre finalizará este tercer tomo.

“Si toda la especie se convirtiera en inmortal y no envejeciera cerraríamos todas las posibilidades de supervivencia. Simplemente el planeta se llenaría a rebosar de personas.”

A nivel artístico, en el segundo y tercer tomo quedarán cautivados por imágenes tan espectaculares como cuando Zôichi es atacado por aviones mientras corre velozmente por la imponente autopista construida sobre el mar, con la siniestra imagen que presentan las fuerzas de la DRF cuyos rostros están cubiertos por una inexpresiva máscara como símbolo metafórico claro de aceptación de su despersonalización individual dentro de la organización, las increíbles imágenes donde vemos la capacidad que tiene la moto de Zôichi para moverse a toda velocidad por las fachadas de los edificios, la escena del ataque de los drones al tren donde viaja el oso Kozlov y la terrorífica imagen del inspector en el techo del vagón, cuando ocultándose en la distancia el oso Kozlov observa el ataque de las unidades de la DRF contra los drones, la imagen de la sede de la DRF que nos recuerda visualmente a la acrópolis de Atenas, la imagen espectral del nuevo líder en la DRF, o la impactante secuencia donde vemos a Nyaldee con su imagen más terrorífica tras la cruenta lucha en el cable de amarre del continente. “Biomega”, el arte del cómic japonés en su más innovadora expresión cyberpunk. ¡¡¡Disfrútenlo!!!

“La colonia marciana en cuya construcción se habían invertido doscientos años, quedó arrasada en sólo cuatro días.”

Lux_Atman

Artículo Nº:  1.625
.

No hay comentarios: