domingo, mayo 08, 2011

DARGAARD “IN NOMINE AETERNITATIS”.

(Connect with us in TWITTER: http://twitter.com/LUXATENEAWEBZIN )

EDICIONES MÍTICAS, SUBLIMES Y SINIESTRAS EN LA MÚSICA GÓTICA & DARK & INDEPENDIENTE ( 20 ).

Photobucket
Publicado por: DRAENOR PRODUCTIONS, (DPR009), 2000.
Edición comentada: CD con libreto de 12 páginas.

1- Dark Horizons.
2- Underworld Domain.
3- Pantheon in Flames.
4- The Infinite.
5- Temple of the Morning Star.
6- Caverna Obscura.
7- Only the Blind Can See.
8- In Signo Mortis.
9- The March of Shadows.
10- In Nomine Aeternitatis.
11- The Seas of Oblivion.

El glorioso grupo musical Dargaard, formado por Tharen y Elisabeth Toriser, presentó en el año 2000 el que sería su segundo álbum musical, “In Nomine Aeternitatis”, tras la publicación de su álbum de debut “Eternity Rites” en 1998. “In Nomine Aeternitatis” es un álbum producido por el propio Tharen que fue grabado, mezclado y masterizado por Georg Hrauda y Tharen en el Tornstudio Hoernix en el año 1999. Incluso, en propio grupo Dargaard participaría en el diseño de este precioso libreto de siniestra belleza gracias a las magníficas fotografías realizadas por Carmen Eigner. Todas las canciones que dan vida al excelso álbum “In Nomine Aeternitatis” fueron creadas entre los años 1998 y 1999, salvo la letra de la primera canción escrita por Alkaios von Mytilene. Tanto la música como las letras fueron compuestas y escritas por Tharen en una demostración de talento y genialidad artística de incomparable belleza. Unas composiciones musicales que perfectamente pueden ser englobadas dentro de la escena darkwave y precisadas a través de un estilo neoclásico de etérea inspiración. Canciones que exaltan el espíritu, que elevan nuestra consciencia hacia planos más elevados donde nuestros sentidos se expanden hacia el infinito gracias a la sublime voz clásica de la cantante Elisabeth Toriser, mientras la belleza etérea de su sugerente registro se apodera de nuestra alma para emocionarla y sensibilizarla. Sin duda alguna, el álbum “In Nomine Aeternitatis” es una las mayores joyas discográficas que un lector de Lux Atenea Webzine, melómano amante de la música más selecta, puede tener en su colección privada. Escuchar el álbum “In Nomine Aeternitatis” te garantiza la audición de unas nobles composiciones inspiradas en el sentimiento más puro, propio de la mítica esencia humana elevada a niveles celestiales.

Iniciamos la audición de este excelso álbum con el tema “Dark Horizons”, sumergiéndonos en una mística atmósfera que, guiados por la voz sacra de Elisabeth Toriser, nos dirigirá hacia un horizonte tenebroso rumbo a nuestra propia odisea existencial. Tras esta intensa entrada musical de corte épico, la canción “Underworld Domain” se presentará mucho más tranquila y etérea a través de una de sus composiciones más bellamente decoradas y donde el registro vocal y la sensual modulación que Elisabeth Toriser nos ofrece en esta interpretación, les llevará de lleno a ese paraíso mítico donde el Bien y el Mal se ocultan en cada uno de sus rincones esperando atrapar a las almas perdidas. Es imposible no quedar hechizado por el tema “Underworld Domain” mientras lo escuchamos, mientras se encamina directamente hacia nuestra alma y, tras un evanescente final de tema, la apoteosis instrumental de “Pantheon in Flames” nos llevará con fuerza y energía al tema “The Infinite” y su grandiosa trascendencia. “The Infinite” es una composición que ofrecerá a los lectores de Lux Atenea Webzine afines al neoclasicismo de corte sacro, ese vigor sonoro expansivo tan sublime donde el espíritu es incitado a brillar con radiante luz ante la contemplación de lo inmortal. Pero si el tema “The Infinite” les ha sobrecogido, la siguiente composición, “Temple of the Morning Star”, místicamente les mecerá hasta que la canción “Caverna Obscura” les vuelva a sensibilizar el alma con esta preeminente composición donde la adorable y dulce voz de Elisabeth Toriser vuelve a adueñarse de nosotros. Ya avisé a los lectores de Lux Atenea Webzine que en este álbum estamos ante uno de los más excelsos trabajos musicales jamás publicados dentro de la música neoclásica.

El reino de las sombras aparecerá delante de nuestra mirada mientras el tema “Only the Blind Can See” se convierte en su melódica atmósfera sonora, quedando como antesala musical de otra grandiosa composición como “In Signo Mortis”. En “In Signo Mortis”, la excelencia de la música gótica de corte neoclásica consigue alcanzar ese plano sonoro mucho más elevado donde su vibrante espíritu consigue armonizarse en perfecta conjunción con nuestra alma para expandir el aura hasta sus límites máximos. Una grandiosidad instrumental que parece renacer del espíritu compositivo germano procedente del siglo XIX, y donde la voz de Elisabeth Toriser continúa irradiándonos con la fuerza de lo etéreo. ¡¡¡Es imposible que el tema “In Signo Mortis” no les emocione, salvo que tengan el corazón y el alma muerta!!! Tras haber sido poseídos por la voz de Elisabeth Toriser en la canción “In Signo Mortis” (no creo que se les olvide este nombre a partir de ahora), el tema “The March of Shadows” llegará con esa calma que siempre se presenta tras la tormenta existencial. Una magnífica composición instrumental que parece invitarnos a contemplar el viaje de las impuras almas hacia ese purgatorio donde han de renovarse para poder volver a brillar. A continuación, la canción “In Nomine Aeternitatis” y su marcada belleza siniestra, nos obligará a adentrarnos en las oscuras aguas del destino donde la grandeza o la perdición nos estarán esperando. Finalmente, el tema “The Seas of Oblivion” pondrá un sonoro ambiente celestial a este impresionante álbum donde lo mítico y lo humano se fundirán en un todo como paso previo a nuestra eternidad. ¡¡¡“The Seas of Oblivion”, uno de los mejores temas que haya escuchado nunca como inolvidable final de un álbum!!! “In Nomine Aeternitatis”, en palabras sencillas y muy claras, no hay ningún álbum comparable a este excelso trabajo musical. ¡¡¡Disfrútenlo!!!

Si deseas entrar en el ARCHIVO LUX ATENEA WEBZINE DE RESEÑAS (MÚSICA) (Pulsa Aquí).

Lux_Atman

Artículo Nº: 980
.

No hay comentarios: