lunes, septiembre 07, 2009

DAMIÁN FRONTERA “EL ARTE DE DIRIGIR EMPRESAS”.

Quiero dar las gracias a DAMIÁN FRONTERA por su cortesía con LUX ATENEA LIBROS. Su apreciada dedicatoria habla por sí misma.

Publicado por: EDITORIAL ALMUZARA, S.L.
ISBN: 84-92573-68-4 Edición: 2009

“Nunca debe uno enseñar sus carencias. Ni desnudar ni enseñar la miseria propia, ante los demás. Si lo haces, aparecerás siempre como el peor.”

En muchas ocasiones, los medios de comunicación españoles han hecho eco de noticias relacionadas con empresarios extranjeros cuyos éxitos han sido elevados y señalados como modelo a seguir dentro de esta sociedad capitalista en la que vivimos. En un porcentaje de estas noticias, también se han nombrado a reconocidos líderes de grandes empresas españolas, conocidas por el gran público, como imagen del triunfo comercial. Pero dentro del tejido empresarial español, se encuentran muchos profesionales de la Alta Dirección cuyo trabajo ha sido clave en el crecimiento de las empresas para las que han trabajado. Uno de estos grandes directores y gestores de empresa ha sido Damián Frontera, y su reciente libro publicado, “El Arte de Dirigir Empresas”, se está convirtiendo en toda una obra de referencia para muchos hombres de negocios interesados en conocer cómo Damián Frontera ha logrado alcanzar el éxito en la expansión de su empresa.

“El sentimiento de responsabilidad y de riesgo no es el mismo en un empresario que en un alto directivo.”

“El Arte de Dirigir Empresas” es el legado que Damián Frontera ha decidido dejar por escrito a toda aquella persona interesada en conocer las claves de la dirección de empresas. Esta obra, privilegiado fruto de la experiencia y de saber hacer bien las cosas, tiene todos los ases para convertirse en una excelente referencia literaria para más de un alto directivo. El desarrollo y crecimiento profesional tuvo su origen en la empresa valenciana Grupo Anselmo Gil, asentada dentro del sector cárnico. La fuerte expansión de la empresa, de la que fue partícipe como uno de los hombres clave en la definición de la estrategia de mercado a adoptar, acabaría llevándole a pertenecer a grandes multinacionales norteamericanas como Oscar Mayer, General Foods o Philip Morris, y a la multinacional alemana Coop A.G. Finalmente, tras la compra de esta empresa por Campofrío, Damián Frontera dejaría el trabajo en el que había dedicado toda su vida profesional para dedicarse a sus proyectos personales, algunos de los cuales, tienen relación directa con el tejido empresarial valenciano actual.

“Si se quiere tomar una decisión correcta hay que contar con todas las opiniones, de diferentes personas, con distintas responsabilidades y funciones, y con enfoques y criterios diversos.”

De esta obra, quisiera destacar la sencillez y la sinceridad mostrada por Damián Frontera durante todo el libro. La serenidad y el orden, que mantiene inalterables durante toda la obra, se convierten en una muestra clara de su sapiencia en la resolución de grandes y complicados problemas acaecidos durante este periodo de su vida. Unos acontecimientos que son aquí explicados con todo lujo de detalles. Con la pulcritud de una conciencia tranquila, de forma progresiva consigue llevar al lector a hacerle casi partícipe de sus retos, de sus tensiones, de sus difíciles resoluciones orientadas siempre a tomar el mejor de los caminos posibles dentro de cada situación. Confiando totalmente en su intuición, y en saber aprovechar muy bien cada oportunidad que se cruzara en su vida en momentos delicados de su empresa (hay sobre todo dos que me han impactado, ya que uno ocurre en las calles de Madrid, y otro, en el vending de su empresa), Damián Frontera nos demuestra con rotundidad que el éxito no llegó nunca a engordar su Ego hasta volverle adicto a la vanidad y a la soberbia. Todo lo contrario. La integridad personal jamás abandonó su espíritu empresarial.


Es obvio que “El Arte de Dirigir Empresas” me ha encantado, y espero y deseo que este libro tenga toda la difusión que se merece porque este país, si quiere salir de una crisis tan grave como la actual, debería tomar como ejemplo a personas como Damián que han sabido hacer siempre del negocio algo no especulativo. Generar riqueza es la sangre de la empresa, tanto para los directivos como para los trabajadores, y cuando las decisiones que se toman se orientan en esa dirección, la prosperidad se extiende no sólo en la propia empresa, sino en toda su área de influencia. Por ello, para saber cómo han de hacerse bien las cosas para que la empresa prospere, nada mejor que saber aplicar cada una de estas lecciones que Damián Frontera ha dejado expuestas en “El Arte de Dirigir Empresas”. ¡¡¡Disfrútenlo!!!

“La humildad es la capacidad de reconocer que la verdad puede estar en posesión de otros.”

Lux_Atman

Artículo Nº: 403
.

No hay comentarios: